Flash Menu

Talleres y garantía de vehículos

 

Los talleres oficiales y la garantía de los vehículos

 

 

Hasta hace muy pocos años, nadie dudaba sobre a qué taller llevar su vehículo nuevo para pasar las revisiones o cambiar el aceite. La amenaza de perder la garantía si se realizaban estas sencillas operaciones en un taller no oficial decantaba la balanza hasta el punto de estar dispuestos a pagar mucho más por ir a donde nos obligaba el fabricante.

Sin embargo, esta práctica tan extendida chocaba frontalmente con las imposiciones de la Unión Europea que, progresivamente, ha ido dictando normativa en aras de una mayor liberalización y competencia en la práctica totalidad de los sectores económicos.

En el caso de la garantía de los vehículos y la posibilidad de perderla si se realizan operaciones de mantenimiento o reparación en talleres independientes, desde Bruselas, primero en 2002 y, más recientemente, en 2010, se dictaron sendos reglamentos que prohibían prácticas que supusieran cualquier menoscabo a la libertad de los ciudadanos de elegir a dónde llevar sus automóviles para pasar la revisión, con independencia de su antigüedad o de la vigencia o no de la garantía legal de 2 años.

Esto ha supuesto, a priori, una enorme ventaja para los ciudadanos, pues tradicionalmente se ha considerado que los talleres independientes ofrecen mucho mejores precios que los oficiales, posibilitando un importante ahorro en cada operación.

Pero, ¿es cierta esa creencia popular? ¿Hasta qué punto se respeta por parte de los talleres oficiales la normativa europea en cuento a las garantías?

Manos al teléfono
Para dar respuesta a esas cuestiones, hemos realizado un trabajo de campo mediante el que se han obtenido los precios de dos operaciones básicas en el mantenimiento de cualquier vehículo: una revisión rutinaria antes de salir de vacaciones y un cambio de aceite y filtro.

Para obtener los precios hemos contactado telefónicamente con los talleres oficiales de las marcas más vendidas de nuestro país, solicitando presupuesto de estas operaciones en un modelo diésel compacto de su gama. Además, hemos consultado sobre la posible pérdida de garantía si realizábamos esas operaciones en un taller independiente.

Por otra parte, hemos pedido el mismo presupuesto en una docena de talleres no oficiales, cuestionándoles igualmente sobre la vigencia de la garantía si decidíamos contratar sus servicios.

Los oficiales...
Lo primero que debemos destacar de los talleres oficiales es que nos ha sido muy difícil obtener por teléfono una información clara sobre el precio del cambio de aceite o la revisión. Sólo en seis de ellos (Audi, Citroen, Ford, Opel, Peugeot y Seat) hemos podido conseguirla, al menos, de forma aproximada. Del resto, BMW, Fiat y Renault nos pedían datos adicionales al modelo del coche en cuestión como número de bastidor o matrícula; en Toyota nos derivan a la calculadora de mantenimiento de su web.

En cualquier caso, las diferencias entre los precios obtenidos son muy notables: por un simple cambio de aceite y filtro nos pueden cobrar desde unos 90 euros en Opel y Peugeot, en los que se incluye una revisión básica de niveles, hasta los 120 que nos cobrarán en el taller de Audi.

En cuanto a la revisión general, Audi vuelve a ser la más cara de las que nos han informado del precio (entre 200 euros por la revisión básica y 370 si hay que cambiar todos los filtros); en el otro extremo, Opel nos cobrará unos 220 euros por una revisión completa con sustitución de todos los filtros. Esto supone una diferencia superior al 60% entre una y otra marca, lo que pone de manifiesto la necesidad de contemplar el coste de mantenimiento entre los criterios de elección de nuestro coche.

Por lo general, esta revisión básica suele rondar los 130-150 euros sin incluir más filtros que el de aceite.

También hay diferencias notables en cuanto a la información recibida sobre la pérdida de la garantía. En general, la mayoría afirma que la garantía legal de 2 años se mantiene, pero advierten, tal y como determina la normativa europea, que sólo se mantendría si el taller independiente sigue a rajatabla el plan de mantenimiento del fabricante. Este seguimiento se ha facilitado mucho desde que en 2010 se dictara un reglamento que les obliga a facilitar a esos talleres no oficiales toda la información técnica necesaria para que puedan mantener y reparar sus vehículos. Eso sí, nos suelen dejar bien claro que perderíamos cualquier posibilidad de obtener descuentos o bonificaciones en un futuro, o que es recomendable acudir a ellos hasta para cambiar el aceite porque otros talleres no utilizan el adecuado para nuestro hipotético vehículo... Razones en cualquier caso legítimas para defender su posición.

Lo que no es legítimo en absoluto es que en algunos talleres oficiales nos aseguren que la garantía la perderemos si no pasamos las revisiones con ellos, con argumentos tan peregrinos como que los independientes tienen “máquinas multimarca” para hacer los diagnósticos, en lugar de la oficial que necesita para seguir el plan de mantenimiento del fabricante.

Somos conscientes de que estas afirmaciones las han realizado por teléfono, y que pueden obedecer a una práctica concreta de un servicio oficial y no de todos los talleres de las marcas en cuestión. Por ello, presentaremos una denuncia ante el Instituto de Consumo de Extremadura, para que investigue estos hechos y pueda actuar en consecuencia.

Los independientes...
Como era previsible, todos los talleres no oficiales a los que hemos acudido aseguran seguir estrictamente el plan de mantenimiento del fabricante y, en consecuencia, nunca perderíamos la garantía si decidiéramos contratar con ellos las operaciones objeto de este informe.

Por otra parte, no hemos encontrado dificultad alguna para que nos informen de los precios de las distintas operaciones a realizar. En principio, parece cierta la creencia de que son mucho más baratos; aunque es necesario matizar esa primera impresión.

Es verdad que el cambio de aceite y filtro nos lo pueden hacer desde unos 50-60 euros. Pero también lo es que los propios talleres nos dan precios superiores si elegimos usar el aceite recomendado por el fabricante. Por ello, es absolutamente imprescindible, si elegimos uno de estos talleres, asegurarnos de que el aceite usado en nuestro vehículo tiene las características adecuadas. De lo contrario, ahorrar un poco en esta operación puede suponer gastar mucho más después para reparar una avería de consideración.

No obstante, y aún usando el aceite recomendado, algo más caro, el precio ronda los 80 euros, un ahorro de sólo 10 con respecto a los oficiales más económicos.

Como parece evidente, el ahorro aumenta cuando los trabajos a realizar son de mayor calado. Así, por la revisión general del vehículo tendremos que pagar entre 100 y 120 euros, por lo que el ahorro en este caso puede llegar a superar los 50 euros.

Entonces, ¿qué hago?
La respuesta es muy clara: lo que quiera. Afortunadamente, la legislación actual le permite tomar la decisión que prefiera sin que elegir uno u otro tipo de taller tenga consecuencias negativas para la garantía de su vehículo. Eso sí, recuerde leer detenidamente las condiciones de la posible garantía adicional por si estuviera condicionada a pasar siempre por taller oficial.

Por último, consulte la garantía de las reparaciones, pues los fabricantes suelen ofrecer plazos superiores a los 3 meses obligatorios, lo que puede suponer una ventaja importante si la avería se repite.

Realizado con el patrocinio de la Consejería de Salud y Política Sociosanitaria de la Junta de Extremadura
Está usted en:

Secciones

Alimentación y salud
Consumo y hogar
Medio ambiente
Telefonía
Vivienda y Energía

Reclamar

Prensa

Notas de prensa
Material gráfico

Mapa web

Privacidad

Contacta

Aviso legal